Historias y antecedentes del Dogo de Burdeos20:59

  • 0
Published on 14 agosto, 2018

El Dogo de Burdeos pertenece a un grupo de perros clasificados como molosos, que son descendientes del molossus, un tipo de perro que vivió, aproximadamente, hacia el año 700 a.C. Basándose en las antiguas tallas y pinturas, parece que los molossus eran tenidos como perros de guarda y de caza por los asirios.

Historias y antecedentes del Dogo de Burdeos

El primer registro de un perro de tipo moloso se encuentra en una carta del año 326 a.C. que menciona a unos perros grandes y fuertes que poseían unos dientes cortos y anchos. Sus osamentas han sido encontradas entre los muchos otros restos de las expediciones arqueológicas por todo el mundo, en lugares tales como Tíbet, China e India. Estos perros se incluyeron en el ejército de Alejandro Magno, y viajaron desde Mesopotamia hasta Epiro en varias guerras. En Epiro había un rey mítico que gobernaba en la región de Molossus y que se ocupaba de estos perros. Desde allí viajaron a Roma, las Galias y a otros países conocidos, incluyendo a Hispania.

Historias y antecedentes del Dogo de Burdeos

Existen documentos contradictorios que dicen que este perro de gran tamaño vivió primero en España bajo el nombre de Alano, un perro extinto cuya descripción se acerca a la del actual Dogo de Burdeos. Se supone que el Alano fue traído a Europa por los alanos, una tribu oriental. El Alano fue descrito en el siglo XIV por Gastón Phoebus (o Febus), conde de Foix, en su Livre de Chasse. «Sujeta lo que ha mordido con más fuerza que tres sabuesos de caza». También existen referencias acerca de que el moloso derivó de los Molósidos, unos canes grecorromanos que vivieron en la época de Julio César y que fueron utilizados para la guerra.

Dogo de Burdeos

El desarrollo de un tipo de dogo
La palabra «dogo» apareció por primera vez a finales del siglo XIV. Antes del siglo XIX estos perros no tenían un estándar, pero eran muy similares en cuanto a su aspecto y a su utilidad. Eran perros de guarda usados para proteger los hogares, las carnicerías y los viñedos. Los perros que iban en jaurías para la caza apresaban a los toros y perseguían a los jabalíes, los osos y a otros animales de caza, y los perros pastores vigilaban a los animales de granja como las ovejas y las vacas. Finalmente, el moloso se desarrolló para dar lugar a una variedad de mastines que incluyen al Mastín Tibetano, el Mastín Español, el Mastín Italiano (Mastino Napolitano) y el Bullmastiff actuales, por sólo nombrar unos pocos.

el perro

Un tipo de perro que existía en Francia a principios del siglo XIV era el llamado Dogue o Doguin d’Aquitaine, que era una raza basada en el moloso francés y criada para pelear contra otros perros, osos y jabalíes. Existían bastantes variantes del Doguin d’Aquitaine, dependiendo de la región y de los trabajos que tuvieran que acometer. Como resultado de ello, su aspecto general no era constante. Existían varios colores y variedades de pelaje, diferentes patrones en cuanto a los maxilares y al cierre (retrasado y adelantado) y otras ligeras variaciones. En su mayoría, de todas formas, estos perros tenían una estructura corporal, un peso y un tamaño similares. Finalmente un tipo sobresalió como perro preferido: el «perro del carnicero », que era usado para proteger las carnicerías y que era muy codiciado por los nobles franceses y por las familias ricas, como guardián de sus hogares.

el mejor amigo

Toda la historia esta en el video gracias

Enjoyed this video?
"No Thanks. Please Close This Box!"